Naturaleza divina

Mi piedra de Ebenezer

Agosto 2021 | Publicado en Guía

—¿Qué es eso? —me preguntó mi amiga señalando una pequeña piedra marrón sobre mi mesa de café.

Me sonreí pensando en lo rara que debía de parecerle aquella simple piedrecita. Normalmente, sobre la mesa de café la gente coloca algo más valioso o al menos más lindo. En cambio yo tenía una piedra de jardín cualquiera.

Amabilidad y bondad

Junio 2021 | Publicado en Altruismo

Cuando el apóstol Pablo escribió sobre llevar una vida que esté en armonía con Dios, enumeró lo que llamó «las obras de la carne», entre las que figuran las enemistades, los pleitos, los celos, los arranques de ira y la envidia.1 Prosiguió diciendo que el fruto del Espíritu es amor, alegría, paz, paciencia, amabilidad, bondad, fidelidad, humildad y dominio propio. No hay ley que condene estas cosas.2 El fruto del Espíritu es la acción del Espíritu Santo dentro de nosotros, que nos lleva a adquirir una mayor cercanía y devoción a Dios y una mayor semejanza con Cristo.

Un Dios inmutable en un mundo mudable

Mayo 2021 | Publicado en Naturaleza de Dios

Una verdad que no admite duda es que difícilmente hay algo que se conserve igual con el paso del tiempo. A mucha gente eso le genera conflicto. Por una parte, hay personas muy ávidas de cambio, entre ellas, la autora de libros de autoayuda Karen Salmansohn, que dijo: «¿Qué pasaría si les dijera que en 10 años su vida no variaría un ápice? Dudo que les haría gracia. Entonces ¿por qué tanto miedo al cambio?»

Mi Jesús polifacético

Abril 2021 | Publicado en Jesucristo

En mi niñez, Jesús para mí era como Papá Noel. Sabía que Él notaba si me portaba mal o bien. Si yo quería algo, se lo pedía y me portaba súper bien con la esperanza de recibir lo que había pedido. Tal como a mis profesores del colegio y de la catequesis dominical, era alguien al que había que escuchar y obedecer.

El Dios sereno

Abril 2021 | Publicado en Guía

La vida es un desfile constante de contradicciones: cosas a las que aferrarse, otras que soltar; unas por las que luchar, otras que renunciar. Se nos aconseja que pongamos más esfuerzo, que nos demos un descanso, que no nos tensionemos, que tomemos mejores decisiones, que simplemente digamos que sí, que simplemente digamos que no, que nos conformemos, que no nos conformemos. Para colmo nunca falta el que te dice: «Escucha tu corazón. Nada más». ¡Claro!

La huella de Dios en mí

Noviembre 2020 | Publicado en Vida

Cuando voy al banco últimamente me llama la atención que ahora lo único que me piden para hacer algún retiro es mi cédula y que luego coloque mi pulgar derecho sobre un lector biométrico. Esa acción que exige un mínimo esfuerzo hace que se despliegue la información de que poseo cuenta en ese banco y sin más gestiones, hago el retiro.

Te presento al Director Ejecutivo

Julio 2020 | Publicado en Naturaleza de Dios

En la Historia ha habido muchos líderes y altos ejecutivos con gran poder de atracción y visión de futuro, pero ninguno llega a tener la importancia monumental y trascendental de Jesucristo. ¿Qué enseñanzas podemos entonces extraer de Su ejemplo de dirección?

Más como Jesús: Humildad

Julio 2020 | Publicado en Desarrollo personal

Un elemento clave en nuestro afán de llegar a parecernos más a Cristo es imitar Su humildad. En el mundo antiguo greco-romano la humildad se consideraba un rasgo negativo. Denotaba una actitud servil de parte de un individuo considerado de clase inferior. Se la asociaba con una actitud amilanada, de auto menosprecio o degradación. La cultura del honor y la vergüenza que imperaba por entonces exaltaba el orgullo, mientras que la humildad era vista como indeseable.

El llamado a perdonar

Junio 2020 | Publicado en El perdón

Los Evangelios describen que Jesús fue azotado, golpeado y finalmente clavado a una cruz. Mientras pendía de aquel madero, aguardando la muerte, algunas de Sus últimas palabras fueron: «Padre, perdónalos».1 El perdón fue Su respuesta a un juicio injusto, a la flagelación que tuvo que soportar con un azote de puntas de hueso o metal que le laceraron la piel, causándole un dolor inimaginable, y a los clavos con que le perforaron las manos y los pies para luego ser dejado ahí en la cruz agonizante.

Una vida signada por el perdón

Junio 2020 | Publicado en El perdón

A lo largo de mi vida he recibido mi cuota de (merecidas) consecuencias por mis transgresiones. Sin embargo, en más de una ocasión no recibí lo que me hubiera merecido. En cambio, obtuve misericordia.

<Page 1 of 6>
Copyright 2021 © Activated. All rights reserved.