Dios es amor

Dios es amor

Una semana difícil que tuve hace poco terminó siendo una oportunidad de reflexionar sobre el amor de Dios por mí y el mío por Él. Si bien sé que el amor que Dios me profesa es omnipresente e inmutable, a veces me da la impresión de que mi amor por Él depende mucho de mis circunstancias y emociones. En mi condición de ser humano, mi amor es mucho menos fuerte que el de Dios.

Pase lo que pase, sea lo que sea que me toque afrontar, el amor de Dios por mí será siempre constante. No depende de mis circunstancias y emociones. Él sabe que a veces no lo amo como se merece; aun así, continúa amándome y velando por mí. Lo único que puede hacer que me sienta lejos de Él o menos amado por Él es lo que yo permito que me afecte.

Sé que se trata de un principio espiritual básico, pero lo olvido fácilmente cuando paso por malos momentos o no me siento muy unido a Dios. Que Dios me ayude a estar plenamente convencido —como el apóstol Pablo— de que Jesús me ama y cuidará de mí pase lo que pase. No hay nada más firme que Su amor.
Toni Valera

*

El fiel amor que Dios les tiene a los que lo respetan es tan inmenso como el cielo sobre la tierra.
Salmo 103:11 (PDT)

*

Dios demostró Su amor en la Cruz. Cuando Cristo colgaba del madero, y se desangró, y murió, Dios le estaba diciendo al mundo: «Te amo».
Billy Graham (n. 1918)

*

Dios te ama como si fueras la única persona del mundo y ama a todos tanto como a ti.
San Agustín (354–430)

*

Aunque nuestros sentimientos fluctúan, el amor de Dios por nosotros no.
C. S. Lewis (1898–1963)

*

No hay náufrago perdido en lo más hondo del mar de la iniquidad que el profundo amor de Dios no pueda alcanzar y redimir.
John Henry Jowett (1863–1923)

*

El amor es la fuerza más duradera del mundo. Esa energía creativa, tan bien ejemplificada en la vida de Cristo, es el instrumento más potente de que dispone la humanidad en su búsqueda de paz y seguridad.
Martin Luther King Jr. (1929–1968)

Jesús, quiero conocerte. Gracias por dar la vida por mí. Te ruego que me perdones todas mis faltas. Te abro en este momento la puerta de mi corazón y te pido que entres en mí. Concédeme la vida eterna y lléname de amor para que sea capaz de amar como Tú lo haces. Amén. 

Etiquetado como
Más en esta categoría: « Visos del amor de Dios Mi amor »
Copyright 2019 © Activated. All rights reserved.