Un Dios inmutable en un mundo mudable

Un Dios inmutable en un mundo mudable

Una verdad que no admite duda es que difícilmente hay algo que se conserve igual con el paso del tiempo. A mucha gente eso le genera conflicto. Por una parte, hay personas muy ávidas de cambio, entre ellas, la autora de libros de autoayuda Karen Salmansohn, que dijo: «¿Qué pasaría si les dijera que en 10 años su vida no variaría un ápice? Dudo que les haría gracia. Entonces ¿por qué tanto miedo al cambio?»

Por otra parte, hay gente nada deseosa de innovaciones y alteraciones, que vive feliz con las cosas como son. Aun así, hasta esos conservadores empedernidos son muy conscientes de que el cambio es inevitable y que el mundo y la sociedad viven un continuo proceso de transformación. Los hijos crecen y se van de casa, nuestro cuerpo envejece y pare usted de contar.

Los cambios desde luego pueden ser peliagudos. Sea un cambio de hábito, de trabajo o de casa, por citar algunos, todos suelen presentar dificultades. Y es curioso, pero cuando más cuestan es cuando nos los imponen de golpe o sin nuestra venia. Este último año la mayoría hemos vivido una época de desbarajuste, trastornos y vaivenes; y la verdad sea dicha, probablemente estamos hartos de todo ello.

¿Cómo mantenemos entonces la estabilidad en un mundo cambiante y cuáles son nuestras opciones? ¿A qué podemos recurrir en momentos de crisis?

La Biblia nos indica que lo que nunca cambia es Dios. Nos enseña además que Su carácter inmutable es precisamente lo que nos garantiza paz y serenidad aun cuando todo a nuestro alrededor resulte inconstante y voluble. Dios obra en nuestros cambios y vicisitudes y con ellos nos impulsa hacia nuevos y mejores horizontes donde gozamos de mayor cercanía con Él. «Sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas cooperan para bien.»1

He ahí el secreto para, no solo abrazar el cambio, sino acogerlo con entusiasmo.

1. Romanos 8:28 (NBLA)

Podcast

Gabriel García Valdivieso

Gabriel García Valdivieso

Gabriel García Valdivieso —que firma algunos artículos con el seudónimo de Gabriel Sarmiento— es director de la revista Conéctate. Tiene una larga trayectoria como traductor e intérprete. Es además profesor, locutor, redactor de artículos motivacionales y escribe poesía. Ha vivido en tres continentes y desde hace 40 años es misionero voluntario de La Familia Internacional. En su cuenta en Twitter publica noticias, frases y reflexiones: @gabiconectate.

Más en esta categoría: « Te presento al Director Ejecutivo
Copyright 2021 © Activated. All rights reserved.