Navidad - Diciembre de 2019

La Navidad es una época en que cada uno de nosotros puede tener un efecto positivo en la vida y el corazón de los demás. Tal vez no seas una potente luz que ilumine el mundo; pero puedes alumbrar tu partecita del mundo. Todos podemos.

Tiempo para amar

Tiempo para amar

Uno de los milagros de la Navidad es que a pesar de esta sociedad moderna que a cada rato nos asedia con su materialismo rampante, la pureza de la Natividad nunca se pierde del todo. Hasta los no creyentes se conmueven por el simbolismo de una inocente criatura que encarna la esperanza de la humanidad y que vino a la Tierra para invitar a cada persona a ir al encuentro de Dios y de sus semejantes. Francamente, no se me ocurre un suceso más bello.

El Jesús de todos

El Jesús de todos

A mi esposa le encantan los pesebres en miniatura, o nacimientos como les dicen en algunos países. Hace veinticinco años confeccionó unas figurillas para su familia. Las modeló en arcilla, las pintó en la mesa de la cocina y luego las horneó. Su hermana todavía las exhibe en su pesebre cada Navidad.

Y comenzó en un pesebre…

Y comenzó en un pesebre…

En Navidad se celebran muchas cosas. La más esencial de todas es el regalo que nos hizo Dios al posibilitar que entabláramos una relación con Él por medio de Su Hijo Jesús. Parafraseando una bella promesa que aparece en el libro de Daniel, mientras más nos acercamos a Él, más brillará a través de nosotros Su sabiduría «como el resplandor del firmamento» y Su justicia «como las estrellas a perpetua eternidad».1

Una vida transformada

Una vida transformada

Un día noté que mi amiga dentista, la doctora Rina, se veía un poco triste. Nos juntamos bastante a menudo a tomar café, pero aquel día Rina se veía apesadumbrada, lo que no era habitual en ella, una persona muy jovial. Le pregunté qué le pasaba y me respondió:

—Es que se acerca la Navidad y me siento un poco triste. Ya sabes, mis hijos están casados y viven lejos. Y todavía no tengo nietos.

Dios se luce en Navidad

Dios se luce en Navidad

Qué ruido, qué revuelo el que causó Dios en Navidad. Fue su milagro más portentoso: personificar Su amor en Su único Hijo, Jesús, enviado aquí a la Tierra para conducirnos de regreso a Él. Pero aún hoy la Navidad no deja de ser una época de milagros, ecos de aquella primera explosión de amor que nos recuerdan el inagotable amor de Dios.

Idear una mejor Navidad

Idear una mejor Navidad

Ebenezer Scrooge y el Grinch… ¿Alguna vez has simpatizado con ellos cuando se te venía encima la temporada navideña? O quizá no llegaste a ese extremo, pero a lo mejor nunca sentiste ese cálido cosquilleo que tantos sienten cuando la Navidad se aproxima. Por eso pregunto: ¿No te gustaría idearte una mejor forma de celebrar este año la Navidad?

Una pausa para meditar

Una pausa para meditar

Diciembre es, de lejos, el mes más ajetreado del año para mí. Paso los días organizando eventos, reciclando juguetes para dar a niños de escasos recursos, decorando la casa y planificando las reuniones navideñas y la cena de Nochebuena. Luego sigue la celebración de Año Nuevo, para dejar atrás lo viejo y abrazar lo nuevo.

Mi Navidad universitaria

Mi Navidad universitaria

En la Nochebuena de mi segundo año de universidad me proponía sentir la magia de la Navidad, pero por mucho que me esforzaba los resultados eran penosos. En parte se debía a que la emoción del primer año ya había pasado y me encontraba resistiéndome a la típica fatiga de fin de semestre, además del sentimiento de impotencia que me generaba una tarea con la que no lograba lidiar. Mientras aguardaba afuera de la oficina de mi profesor para hablar con él sobre el problemático ensayo, recordaba melancólicamente la alegría de las festividades navideñas de cuando era niña, desprovistas de toda preocupación.

Medidas antiestrés para Navidad

Medidas antiestrés para Navidad

La Navidad es un momento ideal para compartir, reunirse con viejos y nuevos amigos y redescubrir la importancia de la familia y la espiritualidad. Al mismo tiempo, esta temporada de fiestas puede ser muy ajetreada y hasta desesperante si no manejamos bien los tiempos y los ritmos. Si lo sabré yo.

El regalo incomparable

El regalo incomparable

Una de las cosas que más me gustan de la Navidad son los regalos. Ya sé que la Navidad entraña mucho más que eso, pero el simple hecho de abrir los paquetes y descubrir qué contienen siempre me genera expectativas. Cuando veo un regalo bien envuelto y con una etiqueta a mi nombre, me emociono. Por más que tenga alguna idea de lo que podría ser, me resulta muy entretenido abrir el paquete y ver el regalo por primera vez.

Diciembres de duelos

Diciembres de duelos

Mientras el canal de películas Hallmark anunciaba unas 40 producciones nuevas sobre la Navidad para su temporada de 2019, se me ocurrió que pocos acontecimientos suscitan más expectativas que la Navidad. La Navidad ha venido a representar la culminación del año en una temporada de belleza, festividades, generosidad, amistad y alegría. Nos predisponemos a repetir tradiciones y traer toda la perfección de Navidades pasadas a la versión actual.

La esencia de la Navidad

La esencia de la Navidad

La Navidad se disfruta más cuando no gira en torno a las decoraciones, los regalos o las festividades, sino en Mi regalo de amor al mundo. La esencia de la Navidad es el amor. La mejor forma de festejarla es pasar momentos verdaderamente provechosos con la familia y los amigos, y apreciar y celebrar el amor que los une. Lamentablemente el amor puede quedar relegado en medio de los adornos, regalos, compras interminables y la cena y festividades navideñas.

Copyright 2019 © Activated. All rights reserved.